“¿Triunfó o fracasó el día de los #SuperVacíos?: consumidores y empresarios se pelean por el nivel de éxito que tuvo la medida”

Como en cualquier situación en la cual no hay una cifra concreta y contrastable, los resultados del boicot dividen las aguas entre los referentes de las asociaciones de consumidores y los directivos de supermercados.

Los primeros aseguran que el llamado que hicieron para no concurrir a las grandes superficies en protesta por lo que consideran una abusiva política de precios, fue un “éxito rotundo”.

En la vereda de enfrente están los empresarios, que afirman que, más allá de alguna “merma eventual” en el flujo de clientes, la jornada que clamaba por #SuperVacíos no prendió entre los consumidores.

Son dos posturas totalmente contrapuestas, que recuerdan a lo que suele suceder tras un acto político cuando, a la hora de contabilizar el número de asistentes, comienzan a aflorar todo tipo de cifras. 

Más allá de esta pulseada mediática, lo cierto es que los supermercados se habían encargado de dejar preparado un “anzuelotentador para evitar que los consumidores no concurran a los salones este jueves.

En efecto, apenas abrieron sus puertas, las grandes superficies ya tenían desplegada toda la“artillería pesada” de descuentos y planes de pago sin interés en hasta 18 cuotas, como hacía meses no se veía. 

La estrategia fue tan agresiva que hasta desde las asociaciones de consumidores denunciaron públicamente a las cadenas por lo que consideraron una maniobra desleal para“boicotear el boicot”.

El más duro fue Héctor Polino, titular de Consumidores Libres y uno de los impulsores de la acción, quien afirmó que si las empresas de retail ofrecen estas promos y la rentabilidad no les cae, “entonces nos están robando”. 

Supermercadistas: una jornada “normal”
A la hora de analizar cómo evolucionó la jornada, iProfesional dialogó con fuentes de la Asociación de Supermercados Unidos (ASU), integrada por verdaderos “pesado pesado” como Jumbo, Coto, Carrefour, Walmart, Día y La Anónima, entre otros.

“En base a la información que hemos recibido a lo largo de todo el día, podemos decir que no se ha notado una merma muy evidente. Desde algunas cadenas nos confirmaron que los tickets alcanzaron el nivel esperado para un jueves de comienzo de mes”, afirmaron fuentes de la entidad.

“Incluso, estuvimos en contacto con supermercados de algunas provincias y nos aseguraron que el boicot prácticamente no se notó”, amplió el directivo consultado.

“Algunos comercios podrán haber quedado algún punto abajo, pero podemos asegurar que fue una jornada que se desarrolló con normalidad”, acotaron.

En tanto, Fernando Aguirre, vocero de la Cámara Argentina de Supermercados (CAS), que nuclea a comercios con fuerte presencia en el interior del país, aseguró que “el alcance de la medida fue mínimo. En las góndolas, en las cajas, no hubo grandes variaciones. A lo largo del jueves vimos que la cantidad de tickets estuvo dentro del promedio”.

“Podemos decir que, en general, el tema del boicot no prendió”, concluyó el directivo.

Consumidores, conformes con la medida
Polino, de la asociación Consumidores Libres y una de las principales figuras de esta acción –que además contó con la adhesión de la CTA y de Federación Agraria-, brindó un panorama totalmente opuesto, al asegurar que “fue un éxito rotundo”. 

Incluso, fue más allá al asegurar que, en algunos comercios, hubo una caída del 80% en el flujo de clientes, “a pesar de la publicidad de las grandes cadenas, donde decían que sólo el jueves ofrecían artículos con grandes rebajas”.

“Esto demuestra que el boicot ha hecho sentir el impacto, porque han tenido que gastarcifras millonarias en hacer esta publicidad y ofrecer estos descuentos”, agregó.

En tanto, las cámaras que integran la Federación Económica de Buenos Aires (FEBA) realizaron un sondeo e indicaron que el boicot tuvo “un alto nivel de acatamiento en la provincia“.

En Mendoza, desde la asociación de consumidores Protectora aseguraron que en locales de Guaymallén, Godoy Cruz y el centro de esa provincia, se registró una disminución de entre el 80% y el 90%. 

Hasta la agencia Télam hizo referencia a que hubo “escaso público en hipermercados” durante la jornada de boicot. Para llegar a esa conclusión, un móvil recorrió cinco grandes comercios entre las 10 de la mañana y el mediodía.

“Se pudo observar que la concurrencia era escasa, en su mayoría compuesta por gente de edad avanzada”, explicaba un cable.

Sin embargo, desde la ASU detallaron que “en general, durante los días de semana, las mañanas y los mediodías suelen ser tranquilos. El gran flujo de gente se da recién a partir de las 18 horas. Y la realidad es que hubo movimiento”.

Prometen seguir con las medidas
Polino aseguró que habrá “que practicar el boicot cada vez que sea necesario. Esto se usa enEuropa y en los EEUU. El consumidor debe involucrarse en la resolución de los problemas, porque si no termina convalidando precios exagerados”.

Por su parte, el titular de la entidad de consumidores DEUCO, Pedro Bussetti, dijo a Télam que el boicot del jueves es “el inicio del camino” para la concientización de los usuarios para que hagan valer sus derechos y usen la herramienta del reclamo.

En tanto, el jefe de la CTA Autónoma, Pablo Micheli, adelantó que “si los supermercados continúan con incrementos”, insistirá con este tipo de medidas “con más presencia y organizaciones” e incluso “movilizaciones“.

Por su parte, desde el Centro de Educación al Consumidor (CEC), su titular Paloma Bokser, se quejó porque los hipermercados propusieron “grandes descuentos” para el día. Es que, a través de avisos en los principales medios de comunicación, las distintas cadenas ofrecieron descuentos en el acto de hasta 80% y promociones del tipo “dos por uno” o ” cuatro por tres”.

Desde el supermercadismo, y tras insistir que la protesta tenía el destinatario equivocado, remarcaron que la jornada se desarrolló con normalidad, con clientes habituales para un jueves, de principios de mes, aunque si en el marco de una retracción del consumo que se viene verificando en los últimos meses.

La iniciativa “Súper Vacíos” surgió por los incrementos “abusivos” y, a su vez, para realiza un llamado de atención al Gobierno, para que tome medidas. Los organizadores advirtieron que si se siguen registrando alzas desmedidas, volverán a realizar estos boicot, u otras acciones directas.

Iprofesional/Cronista

Anuncios

0 Responses to ““¿Triunfó o fracasó el día de los #SuperVacíos?: consumidores y empresarios se pelean por el nivel de éxito que tuvo la medida””



  1. Dejar un comentario

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s




Autor

Emiliano Schwartz

Categorías

Escribe tu dirección de correo electrónico para suscribirte a este blog, y recibir notificaciones de nuevos mensajes por correo.

Únete a otros 63 seguidores

Archivos

Twitter

Anuncios

A %d blogueros les gusta esto: