Llega la “feliz Navidad” y con ella la última “gran batalla” entre shoppings y bancos por imponer sus descuentos

Faltan menos de dos semanas para que llegue la Noche Buena, época del año en la que los mensajes de “Paz y amor” abundan en las tarjetas, los llamados y los correos electrónicos entre familiares y amigos.

Sin embargo, en los días previos a las festividades también tiene lugar una lucha encarnizada al interior de los grandes shoppings con un propósito determinado: ganarse a aquellos clientes que recorren los locales con la mira puesta en las promociones que permiten ahorrarse unos pesos en la compra de los regalos para las Fiestas.

Es por eso que, en este momento del año, quienes se acercan a los centros comerciales para adquirir los obsequios que adornarán el arbolito se encuentran con una amplia diversidad de rebajas, según el medio de pago.

Algunas promos son las siguientes:

• Descuentos puntuales para aquellos que paguen con sus tarjetas bancarias.

Rebajas de cada marca por su cuenta.

• Ofertas que pueden aprovechar quienes formen parte de los clubes de beneficios.

Pero además de esta variedad de opciones, en estos días también dice “presente” un nuevo actor que busca imponerse y atraer a los argentinos con jugosas promociones: las tarjetas propias de los shoppings.

El atractivo de esta alternativa para los centros comerciales es obvio: con estos plásticos pueden conquistar a los clientes, sin tener que depender de las entidades financieras.

Por este motivo, las principales cadenas de la Argentina estimulan sus promociones y, con plásticos propios, salen a competir con los de los bancos en el aguerrido terreno de los descuentos.

Los shoppings impulsan sus tarjetas propias
Diciembre es un mes clave, porque brinda la oportunidad de hacer grandes diferencias. Y esto no es un hecho menor, especialmente en un año como 2012, en el cual shoppings y marcas necesitan “remontar” las alicaídas ventas.

Pero la lucha por atrapar a los clientes genera, a su vez, una pelea al interior de los mismoscentros comerciales que, con este objetivo, lanzan tentadoras ofertas para aquellos que utilicen sus plásticos (y no los bancarios) al llegar a la caja.

“Los shoppings necesitan sacar este tipo de promociones por su cuenta”, señala a este medio Adrián Kittner desde eConsultora. Y agrega que, en estos casos, “son los mismos centros comerciales los que se quedan con el descuento”.

Es por eso que los grandes jugadores del mercado cuentan con una tarjeta propia, que compite con la de las entidades financieras en la oferta de promociones. Y, a la hora de comprar, hoy los argentinos pueden aprovechar los beneficios de:

Tarjeta Shopping: otorga descuentos en todos los centros comerciales que pertenecen al grupo IRSA.

 Tarjeta Cencosud: brinda rebajas en los shoppings que forman parte de la empresa chilena.

En el caso de Tarjeta Shopping, el plástico fue lanzado por el grupo económico IRSA – que es dueño de Abasto, Alto Palermo, Paseo Alcorta, Patio Bullrich, Dot Baires y Alto Avellaneda, entre otros- y en el año 2010 el banco Hipotecario adquirió el 80% de Tarshop, la empresa dueña del plástico.

Por su parte, Tarjeta Cencosud fue creada por el grupo homónimo, dueño de algunos de los principales centros comerciales del país -como Unicenter, Las Palmas del Pilar, Portal Palermo, Portal Lomas y Portal Escobar – y de muchas de las cadenas de retail más importantes de la Argentina como Jumbo, Disco, Easy y Vea.

La pelea con los bancos
La razón por la cual los shoppings buscan estimular el uso de sus tarjetas es que, tras años de comunión con los plásticos bancarios, comenzaron a notar que las alianzas con las entidades financieras tienen algunas “grietas”. “Se trata de plásticos que sacaron los mismos shoppings para pelear con a los bancos”, resume el economista Fernando Moiguer en diálogo coniProfesional.com.

Por su parte, Gastón Morales, gerente comercial de Tarjeta Shopping indica: “Competimos con las entidades financieras, principalmente en los segmentos medios”.

Y esta pelea por ganar clientes se acentúa llegando a Fin de Año. Es que en diciembre, los centros comerciales se apuran a impulsar sus plásticos propios por dos motivosprincipales:

1. La cercanía a Navidad es un momento de oro para las ventas de indumentaria.
“Es el período en el cual los shoppings pueden aprovechar más para estimular sus propias tarjetas porque en las Fiestas hay más potencial de consumo”, explica Kittner desde eConsultora.

2. Las promociones permanentes de los bancos cerraron la última semana de noviembre y ahora aparecen solamente ciertas ofertas específicas en que se brindan en conjunto con las entidades financieras.

De acuerdo con el consultor, “en este período del año, los bancos brindan promociones más puntuales. Es una etapa en la cual los comercios están decidiendo si renuevan sus acuerdos con las tarjetas o no”.

También Morales advierte que “en estos momentos, las entidades financieras apuntan a promociones más temporales“.

Según informa el gerente, un factor que ayuda a las tarjetas de los shoppings a posicionarse es que las promociones de los bancos hoy no tienen la fuerza que tenían hace un año. “Hace poco, hicimos un estudio que nos reveló que las ofertas de los bancos ya no son las de 2011. Hoy hay mucha menos intensidad y saturación en el punto de venta que en ese momento”, menciona.

Sin embargo, en la pelea que los centros comerciales iniciaron contra los plásticos bancarios, los shoppings se encuentran con una clara desventaja: cuentan con una menor cantidad de clientes. “Las tarjetas de los shoppings tienen muchos menos usuarios que los de las entidades financieras”, advierte Kittner.

Es por este motivo que los centros de compras se ven obligados a lanzar llamativas promociones con el objetivo de convencer a los consumidores de que se asocien a sus plásticos.

Es el caso, por ejemplo, de Tarjeta Shopping, que ofrece un 50% de descuento en la primera compra a todos aquellos clientes que se incorporen al club de beneficios:

“Se trata de una promoción bastante agresiva en comparación con las que se brindan en el resto del mercado”, señala Morales desde Tarjeta Shopping.

Otra de las herramientas con las que cuentan los usuarios de este plástico a la hora de hacer sus compras es un descuento del 25% en los locales de los shoppings del grupo IRSA.

Como lo explica Morales, esta rebaja está por encima de las que otorgan la mayor parte de las entidades financieras, ya que “los shoppings hoy están dando un 20% y con este plástico, se obtiene un 5% más”.

La tarjeta también brinda beneficios en el rubro gastronómico, Por ejemplo, quienes la tengan pueden aprovechar un 20% de descuento en determinados locales del patio de comidas de los centros comerciales.

También los usuarios de Tarjeta Shopping tienen descuentos exclusivos en la esperada Noche de Shopping. “El 23 de diciembre quienes tengan nuestra tarjeta tendrán un 10% de rebaja más que las que ofrecen los comercios”, dice el gerente de la compañía.

Esta Navidad se impone la consigna del “compre ya”
Uno de los fenómenos que llama la atención al observar algunas promociones que bancos y centros comerciales lanzan para estimular las compras en los shoppings este fin de año es que la mayoría de ellos parecen apostar a la consigna del “compre ya”.

Esto puede notarse al prestar atención a la forma en que presentan sus ofertas para este año.

Por ejemplo, el Abasto apunta en su campaña al concepto de “Carrera de Compras”. En la promoción, ofrece a los clientes sumar puntos para poder acceder a un árbol de Navidad y participar en un sorteo de cruceros a Brasil.

En el caso del Alto Palermo, la apuesta es por una “carrera” en Facebook en la que los usuarios participan de un juego online. El ganador tiene luego cinco minutos para elegir un producto de cada local del shopping y llevárselo.

Por su parte, El Solar apunta al concepto “Tu momento es ahora” para promocionar las ofertas con bancos con las que cuenta:

La situación en los súper
Una lucha similar es la que se libra al interior de los supermercados, donde las tarjetas de los shoppings también empiezan a ganar presencia.

Esto es notorio, por ejemplo, en el caso de las Tarjetas Cencosud, que compiten en las góndolas con las de las entidades financieras.

Por su parte, Tarjeta Shopping también ofrece una serie de beneficios para los que van a hacer las compras, como la posibilidad de pagan en 12 cuotas sin interés en Jumbo, Vea y Disco, y en 6 cuotas en Coto.

Es que, como señalaba en su momento iProfesional.com, en el último tiempo los supermercados comenzaron a potenciar esta opción para competir con los plásticos bancarios (Lea más: Por freno a los convenios con los bancos, los súper ahora “ponen sus fichas” en las tarjetas propias).

Según lo explicaba Emiliano Schwartz desde la consultora Tomadato, “las tarjetas propias se implementaron para no necesitar intermediarios. Las empresas prefieren contar con una masa crítica de público cautivo y no tener que compartir con nadie sus porcentajes de venta”.

Y agregaba: “Este nuevo mecanismo fomenta una comunicación más directa con los consumidores, ya que se genera otro tipo de vínculo“.

IProfesional

Anuncios

0 Responses to “Llega la “feliz Navidad” y con ella la última “gran batalla” entre shoppings y bancos por imponer sus descuentos”



  1. Dejar un comentario

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s




Autor

Emiliano Schwartz

Categorías

Escribe tu dirección de correo electrónico para suscribirte a este blog, y recibir notificaciones de nuevos mensajes por correo.

Únete a otros 61 seguidores

Archivos

Twitter

Anuncios

A %d blogueros les gusta esto: